Las cabras p'al cerro



Un perro se sube a la micro 
en dirección al botadero
ha decidido marchar
                por cuenta propia
aburrido del veneno
de las carnes humanas

Un hombre en la radio
anuncia públicamente
su voto                 de silencio
sus últimas palabras fueron:
                Sin miedo

Un paraguas se llueve
y los zapatos se inundan
las calles se vuelven ríos
                navegables
Todo confabula
                deja de ser
te encuentro en los sitios
   más raros:
el instante después de
despertar
la tierra pegada
  en el zapato
el sol que atraviesa el
  hielo

La basta de tu abrigo
                se asoma en las esquinas
                en la mermelada de tráfico
Me siento detrás de los
                                espejos
para verte mejor
La furia guardada
                se desboca
la paciencia está al borde:
Se me arrancan
las cabras
                                p'al cerro.


Comentarios

Entradas populares de este blog

mar de rocas

Dave

estamos esperando