Pobreza

Déjenme practicar un poco más, solo dos palabras.
Haré lo que me pidan, pero denme una mano firme.
No dejen que siga cayendo sola
("Grito de una oveja cerca del abismo"
Canto de una oveja del rebaño. Rosabetty Muñoz)




Nosotras             las blanquitas
las ingenuas       ovejas  latinoamericanas
las sensuales      curvilíneas
y sonrientes       ovejas

Pastábamos en la cumbre
de nuestra infancia
cuando nos arrancaron
de cuajo de los verdes
y de pronto sangrientos campos.

Se me extravió el nombre
la identidad, la lana
de oveja con el zamarreo
Busco               he buscado
mis nombres en el muro
Leo:     Marta Ugarte
            Sergio Ruíz


No tengo recuerdos    ni cuero
que digan quien soy.

Me quedé muda por años
sin querer hablar de nada
      ni balar
Tanto toque de queda en la infancia,
tanta policía interior.
Aprendí a repetir la doctrina:
     El sueño       de la cárcel       propia

La Mudez           la apatía
hasta que se me llenó el cuerpo
de palabras robadas
amores no revelados
y odio por todos los que dijeron
que no tenían opinión.


Me busco:
      José Peña
      Alejandro Pinochet
      Manuel Sepúlveda


Una mente de oveja fiel me posee
me aniquila el sueño
Siento que dicen mi nombre:
     Gloria Lagos
     Cecilia Bojanic
     Nalvia Mena.
Y los susurros nocturnos se hacen
tan fuertes  que despierto
me levanto
con la garganta y el
cuerpo pesado de oveja
oveja trasquilada.

Eli, me dicen, Eli
y yo creo que no hay nada
peor que ser oveja
y no tener ni un pelo de oveja.



Viernes 3/Febrero/2017, Ex Cuartel Borgoño.

Comentarios

Entradas populares de este blog

mar de rocas

estamos esperando

UN ENCENDEDOR QUE NO ENCIENDE | UN VIAJE A POLONIA PARTE II